Estás aquí: Información importante > Cuidados de tu A370

Cuidados de tu A370

Como cualquier dispositivo electrónico, el Polar A370 debe tratarse con cuidado. Las recomendaciones que aparecen a continuación te ayudarán a cumplir las cláusulas de la garantía y te permitirán utilizar el producto durante muchos años.

El cable USB debe conectarse con cuidado para evitar que se dañe el puerto USB del dispositivo.

No cargues el dispositivo cuando su puerto USB está mojado. Deja que el puerto USB se seque dejando deja la tapa abierta durante un rato antes de cargar. De esta forma, asegurarás una carga y sincronización fluidas.

Mantén limpio tu dispositivo de entrenamiento.

  • Te recomendamos que laves el dispositivo y la correa de silicona después de cada sesión de entrenamiento con agua corriente utilizando una solución de jabón suave y agua. Retira el dispositivo de la correa y lávalos por separado. Sécalos con un paño suave.

Es esencial que laves el dispositivo y la correa si los llevas en una piscina, donde se utiliza cloro para mantener la piscina limpia.

  • Si no utilizas el dispositivo 24/7, retira cualquier resto de humedad antes de guardarlo. No lo guardes en dentro de materiales no transpirables ni en un ambiente húmedo, p. ej., una bolsa de plástico o una bolsa de deporte.
  • Sécalo con un paño suave si es necesario. Utiliza una toallita de papel húmeda para eliminar la suciedad del dispositivo de entrenamiento. Para preservar su resistencia al agua, no laves el dispositivo de entrenamiento con un chorro de agua a presión. No utilices nunca alcohol ni otros materiales abrasivos, como estropajos de acero o productos químicos de limpieza.
  • Cuando conectes tu A370 a un ordenador o a un cargador, comprueba siempre que no haya humedad, pelos, polvo ni suciedad en el conector USB del A370. Limpia suavemente cualquier resto de suciedad o humedad. No utilices ninguna herramienta en la limpieza para evitar arañazos.

La temperatura de funcionamiento es de -10 a +50 °C / +14 a +122 °F.

Almacenamiento

Mantén el dispositivo de entrenamiento en un lugar fresco y seco. No los guardes en un entorno húmedo, en material no transpirable (como una bolsa de plástico o de deporte) ni envueltos en un material conductivo (como una toalla húmeda). No expongas el dispositivo de entrenamiento a la luz solar directa durante periodos prolongados de tiempo, como dejarlo en el interior de un vehículo o instalado en el soporte para la bicicleta.

Se recomienda almacenar el dispositivo de entrenamiento parcial o completamente cargado. La batería pierde lentamente su carga cuando se almacena. Si vas a almacenar el dispositivo de entrenamiento durante varios meses, es recomendable recargarlo después de unos meses. Así se prolongará la vida útil de la batería.

Secar y guardar el elástico y el sensor por separado, para maximizar la vida útil de la pila del sensor de frecuencia cardíaca. Mantener el sensor de frecuencia cardíaca en un lugar fresco y seco. Para evitar una oxidación repentina, no almacenar el sensor de frecuencia cardíaca cuando aún esté húmedo en materiales no transpirables, como por ejemplo una bolsa de deporte. No expongas el sensor de frecuencia cardíaca a la luz solar directa durante periodos prolongados.

Servicio técnico

Durante los dos años del periodo de garantía, aconsejamos que sólo solicites el servicio técnico a un punto de servicio técnico autorizado de Polar. La garantía no cubre los daños directos o resultantes causados por un servicio técnico no autorizado por Polar Electro. Para obtener más información, consulta la Garantía internacional limitada de Polar.

Para obtener información de contacto y todas las direcciones de los puntos de servicio técnico autorizados de Polar, visita support.polar.com y las páginas web específicas de tu país.